Aborrezco a los que esperan en los ídolos vanos, pero yo en el SEÑOR he confiado.