Entonces el SEÑOR habló al pez y este vomitó a Jonás en tierra.