adoren al SEÑOR en la hermosura de la santidad; tiemble ante su presencia toda la tierra.