Estamos atribulados en todo pero no angustiados; perplejos pero no desesperados;